Tipo de cambio:

Compra: 3.335

Venta: 3.340


Año de la lucha contra la corrupción y la impunidad
MIÉRCOLES 19

de junio de 2019

PANAMERICANOS

26 JUL AL 11 AGO

PARAPANAMERICANOS

21 AGO AL 01 SEP

APROXIMACIONES

No se atornilló en el cargo

10/6/2019


Ántero Flóres-Aráoz

Expresidente del Congreso

Es frecuente que autoridades elegidas o nombradas por un período determinado traten de permanecer en el cargo hasta que se elija o se nombre al reemplazante, lo que en la jerga de la administración pública se denomina “atornillarse en el cargo”.

Por lo expuesto, llama la atención favorablemente que el último titular del Registro Nacional de Identificación y Estado Civil (Reniec), al concluir el mandato para el que fue originalmente nombrado, y tras su ratificación para un período más por el entonces Consejo Nacional de la Magistratura –organismo constitucional autónomo con competencia para ello–, no se haya quedado ni un día más en el cargo que ejerció acertadamente, con dedicación, decencia y eficiencia, y que, teniendo a su cargo el Padrón Electoral en varios procesos electorales, su gestión no haya tenido cuestionamientos.

A mi juicio, el doctor Jorge Luis Yrivarren Lazo nos da un ejemplo de cumplimiento de las normas, sin pegarse a los cargos, los que tienen un principio y un fin, y de saber retirarse a tiempo. No esperó nombramiento de sucesor, sino que se dio el lujo de él mismo encargar interinamente el cargo a la autoridad que en jerarquía lo seguía en su institución.

Al cumplirse el período de ejercicio del cargo, su apartamiento del mismo, en la práctica significó que dejara de percibir –seguramente– atractiva remuneración, pero ni esto lo contuvo; cumplió como deben hacerlo quienes ejercen con honestidad la función pública, lo que nos recuerda la decencia de funcionarios de antaño, que esperemos sean no solo recuerdos sino modelo de comportamiento para quienes llegan a las esferas públicas.

Es penoso advertir, desde la mitad del siglo precedente, cómo se han ido perdiendo los valores cívicos, quizás como consecuencia del error de haber cedido espacios la formación del ser humano en escuelas, colegios, institutos y universidades, a la enseñanza de materias de simple conocimiento. Es probable que ello sea el motivo del incremento de la corrupción y del poner de lado el buen comportamiento.

Nadie, ni personas ni instituciones, le ha agradecido al cesante jefe del Reniec la labor desempeñada y ello debería ser corregido cuanto antes, pudiéndolo hacer el Jurado Nacional de Elecciones, que al igual que el Reniec y la ONPE, forma parte del Sistema Electoral, pero que por su rango, funciones colegiadas y competencias, debería emitir resolución en tal sentido. Si puede ejercer justicia electoral, bien puede también hacer justicia a un funcionario probo y comprometido con la administración de nuestro Estado.