Tipo de cambio:

Compra: 3.545

Venta: 3.548


Año de la Universalización de la Salud
VIERNES 7

de agosto de 2020

Alianza por la salud

Nuestro país, al igual que la OMS y la Unión Europea, cree que todo el mundo debe acceder a la vacuna y que no se debe comercializar a favor de los intereses particulares.

4/7/2020


La población espera con muchas expectativas y confianza que la comunidad científica internacional consiga la vacuna destinada a derrotar en forma definitiva al covid-19, que ha causado hasta el momento en el mundo cerca de 11 millones de contagiados y 523,250 muertos.

Pese a que todavía no se ha creado la vacuna, algunas potencias mundiales han comenzado a adquirirla a los más prestigiosos laboratorios internacionales que avanzan sus investigaciones a pasos agigantados. Este es el caso de las autoridades estadounidenses, que han contribuido con 1,000 millones de dólares para que sigan los estudios de un reconocido grupo farmacéutico británico.

De acuerdo con la Organización Mundial de la Salud (OMS), cuatro laboratorios lideran la carrera por descubrir la vacuna de los cerca de 200 que están empeñados en esta misión. Dos de los centros de estudios que provienen de China, uno de Estados Unidos y otro de Reino Unido ya ingresaron a la tercera etapa de investigación con grupos de personas.

El gobierno del presidente Martín Vizcarra no desea quedarse atrás y coordina esfuerzos a fin de que se pueda acceder a la vacuna -cuando sea una realidad- lo más rápido posible para el beneficio de la salud de todos los peruanos. Por tal motivo, el Ministerio de Salud (Minsa) ha formado un comité multisectorial, con el respaldo del sector privado, para lograr este propósito.

El objetivo principal de este comité, en el cual participan la empresa privada, importantes funcionarios del Estado, investigadores, médicos, entre otros, será el de establecer alianza con otros países para conseguir la vacuna.

También tratará de alcanzar un acuerdo con algún país o laboratorio que esté desarrollando la vacuna para que se efectúen las pruebas clínicas en nuestro país, o formar coaliciones financieras con el propósito de comprar la vacuna en forma masiva cuando esté lista.

Nuestro país, al igual que la OMS y la Unión Europea, cree que todo el mundo debe acceder a la vacuna y que no se debe comercializar a favor de los intereses particulares.

Como ha sucedido con anteriores casos, no solo demora el descubrimiento del antídoto, sino que también su producción masiva y su distribución demandan un enorme esfuerzo. No obstante, el Minsa toma todas las precauciones para que cuando llegue este momento estemos preparados.

Además de la vacuna, para derrotar al nuevo coronavirus también es necesario que la población se halle en buenas condiciones de salud, pues las personas que tienen sobrepeso, diabetes e hipertensión resultan extremadamente vulnerables.

Por ello, el Minsa ha comenzado una campaña por la atención temprana de la salud que incluye, además, la inmunización de otras enfermedades que no están relacionadas con el covid-19, pero que pueden comprometer la salud de las personas.

Con la formación del comité multisectorial vinculado a las tareas de la vacuna y la atención temprana de la salud, el Gobierno batalla en diversos frentes con medidas de prevención, educación sanitaria, despistaje y seguimiento de casos, con el fin de derrotar en forma definitiva al covid-19.