Tipo de cambio:

Compra: 3.453

Venta: 3.457


Año de la Universalización de la Salud
SÁBADO 4

de abril de 2020

PROPUESTAS

#Cambiemos las reglas

Cambiemos las reglas es el llamado que hacen adolescentes de varias regiones del país cuando desde Unicef y el Instituto de Estudios Peruanos empezamos a indagar respecto a las vivencias que las adolescentes tienen acerca de la menstruación y de cómo se vive esta experiencia en el entorno escolar. La menstruación, que afecta a la mitad de la población, continúa siendo considerado un tema en el ámbito de lo privado y, sin embargo, merece y requiere de políticas públicas.

22/3/2020


Ana de Mendoza

Representante de Unicef

Chicas de Loreto y Ucayali, entrevistadas para el estudio Retos e impactos del manejo de higiene menstrual para las niñas y adolescentes en el contexto escolar, refieren que su primera menstruación les causó miedo y vergüenza. Miedo por la falta de información y la creencia de que el flujo menstrual es sangre mala; vergüenza porque no quieren sentirse burladas por sus compañeros de clase o sus maestros. Sus pares de Huancavelica también hablan sobre la vergüenza, pero además señalan que los varones sienten asco, y que sus escuelas carecen de agua y servicios higiénicos adecuados. La situación no es distinta en las escuelas de Lima Norte. El resultado: cuatro de cada 10 chicas consultadas mencionaron faltar a la escuela en los primeros días de su período menstrual.

Los testimonios de las adolescentes, sus madres y maestros muestran el acierto de que el Currículo Nacional aborde entre sus 28 competencias las relativas a la construcción de la identidad y la autonomía, al desarrollo de una vida saludable, a la convivencia y participación democrática. Y es que difícilmente las y los estudiantes desarrollarán estas habilidades si la mitad de la población peruana en su niñez y adolescencia siente vergüenza, temor, desamparo e incomprensión cuando ocurre la regla.

A propósito del buen inicio del año escolar, y de la decisión de postergar el inicio de las clases a efectos de prevenir la extensión del covid-19, conviene recordar que las instalaciones sanitarias de las escuelas deben ser mejoradas. Los y las adolescentes entrevistados refirieron la falta de comodidad, higiene y privacidad en ellos.

Cambiemos las reglas es un llamado a la acción para que los compañeros y maestros entiendan con mayor empatía el proceso fisiológico y emocional que viven las adolescentes; es un llamado para que madres y padres informen a sus hijas e hijos sobre la menarquia. También lo es a las autoridades para que aborden el tema como un asunto de política pública.

Saludamos la decisión gubernamental de transferir 165 millones de soles para la adquisición de kits escolares de higiene que incluyan los insumos necesarios para que las adolescentes puedan manejar su higiene menstrual y la mejora de los baños y acceso al agua.

Este informe es una oportunidad para reflexionar sobre la necesidad de una educación sexual integral, que dé a chicas y chicos un espacio para informarse y hablar de la menstruación sin estigmas, prejuicios y tabúes, y evitar que la menstruación sea sinónimo de ausencia escolar, temor, o bullying. Es una oportunidad para que #Cambiemos las reglas.