Tipo de cambio:

Compra: 3.590

Venta: 3.592


Año de la Universalización de la Salud
DOMINGO 27

de setiembre de 2020

ENFOQUE

Coronavirus y paridad entre hombres y mujeres

Hay que tener en cuenta que la inexistencia de paridad entre hombres y mujeres nos ha generado un hondo e histórico problema económico que la pandemia profundizará.

11/8/2020


Ricardo Montero Reyes

Periodista

Respecto al avance de la pandemia del coronavirus en el mundo es importante detenernos para analizar qué ocurre en seis países donde el mal está siendo controlado con eficacia si medimos los resultados que han obtenido con los que se están alcanzando en otras naciones, cuenten con grandes recursos económicos o carezcan de estos.

Se trata de Noruega, Islandia, Dinamarca, Finlandia, Nueva Zelanda y Taiwán, que en conjunto han reportado, de acuerdo con la estadística de la Universidad John Hopkins, 35,647 casos y 1,243 fallecimientos, equivalentes al 7% del número de casos que reporta el Perú y al 6% del número de fallecidos en nuestro territorio.

De ese grupo de países, a Taiwán e Islandia les va mejor, pues solo han reportado siete y diez fallecimientos, respectivamente, y entre los dos suman menos de 2,500 casos.

Existe un par de datos que vale la pena destacar para entender por qué a esas naciones les va mejor en la lucha contra la pandemia. El primero tiene que ver con su desarrollo económico y social. En el Índice de Desarrollo Humano del 2019, que anualmente da a conocer el Programa de Naciones Unidas para el Desarrollo, todas figuran entre las 20 primeras economías del mundo (la economía de Taiwán no es medida). Destacan la posición de Noruega e Islandia, que son primero y tercero, respectivamente. Es evidente que esto es una ventaja porque no han tenido que mejorar, por ejemplo, sus servicios de salud para atender a sus poblaciones, pues estos ya eran eficientes.

El segundo elemento en común que comparten Dinamarca, Islandia, Finlandia, Nueva Zelanda, Noruega y Taiwán es que sus gobernantes son mujeres, lo que es muy útil porque la igualdad de género conduce a tomar mejores decisiones sociales, explica el Foro Económico Mundial.

El éxito de una administración, en cualquiera de los campos que se desempeñe, tiene directa relación con la empatía, colaboración y compasión que muestre con sus administrados, virtudes que se acrecientan si hombres y mujeres actuamos en paridad de condiciones.

Hay que tener en cuenta que la inexistencia de paridad entre hombres y mujeres nos ha generado un hondo e histórico problema económico que la pandemia profundizará al revertirse las mejoras económicas y sociales que las mujeres habían alcanzado en los últimos años, ampliándose irremediablemente las brechas de género existentes.

La economía se ha frenado, especialmente las actividades relacionadas con los servicios de todo tipo y el comercio minoritario, en los que la mayoría de trabajadores son mujeres, según las estadísticas del Fondo Monetario Internacional. Por tanto, más mujeres están quedando desempleadas y pasando al sector informal, en el que ya existe un buen número de mujeres.




El Diario Oficial El Peruano no se solidariza necesariamente con las opiniones vertidas en esta sección. Los artículos firmados son responsabilidad de sus autores.