Tipo de cambio:

Compra: 3.421

Venta: 3.422


Año de la Universalización de la Salud
MARTES 2

de junio de 2020

Dormir en cuarentena

Infórmese de cómo recuperar las horas de sueño.

26/4/2020


Si es de las personas que siente que en estos días de cuarentena no duerme como antes, la razón puede ser el cambio radical de su rutina y la ansiedad propia de las circunstancias.

“La alteración en el sueño debe ser controlada antes de que cause otros malestares más graves, como falta de energía, dolores musculares, alteración del metabolismo, aumento de peso e incluso, defensas bajas”, sostiene el neurólogo y director de Hypnos-Instituto del Sueño de la Clínica San Felipe, Darwin Vizcarra, en apoyo al ABC del Seguro de Pacífico, quien brinda algunos consejos que podrían servirle para crear una rutina de descanso.

Establezca horarios

Es probable que su orden habitual se haya visto afectado por la cuarentena. En este caso, debe restablecer un horario para sus actividades, incluyendo la hora de acostarse y despertarse, comer, estudiar, trabajar, entretenerse o ejercitarse. Respecto a esta última, lo recomendable es practicarla en la mañana o 5 o 6 horas antes de acostarnos.

Tenga un espacio para cada actividad

“Es probable que realicemos diferentes actividades en nuestro cuarto, sobre todo en nuestra cama, pero para poder dormir adecuadamente es importante enseñarle a nuestro cerebro que este es un lugar exclusivo para el descanso”, afirma el especialista.

Cree una rutina relajante

Muchos seguimos trabajando o estudiando desde casa, lo que puede estresarnos. Por eso, antes de ir a dormir, se debe establecer una rutina que nos brinde tranquilidad. Los ejercicios de respiración, planear nuestras actividades para el día y la lectura en papel son buenas alternativas. Además, es necesario evitar el uso de aparatos electrónicos, ya que la luz que emiten disminuye la melatonina (hormona que nos ayuda a conciliar el sueño).

Evite la sobreinformación

La situación actual nos lleva a querer estar más pendientes de las noticias. Sin embargo, la información de más puede causarnos angustia, miedo y afectar nuestro sueño. Por ello, lo recomendable es establecer una hora para informarnos de fuentes confiables.

Aliméntese bien: hay alimentos y bebidas que pueden afectar nuestro sueño. La cafeína es uno de ellos y se puede encontrar no solo en el café, sino también en gaseosas, chocolates, etcétera. “La recomendación es evitar su consumo en la noche, y si la persona es susceptible, inclusive no más allá del mediodía”, agrega.

No haga siestas

Es normal que en situaciones de estrés tengamos insomnio. Para evitar este trastorno, lo recomendable es no hacer siestas durante el día o reducirlas a una de 20 minutos.

Si tenemos problemas para dormir y ya estamos 15 o 20 minutos en la cama, lo recomendable es iniciar nuestra rutina de relajación. “Sentarnos en un sillón y leer –en papel– algún tema que no cautive nuestra atención al 100% puede ayudarnos a incentivar el sueño”, finaliza el médico.