Tipo de cambio:

Compra: 3.390

Venta: 3.393


Año de la lucha contra la corrupción y la impunidad
JUEVES 12

de diciembre de 2019

Gran hazaña

El atletismo y la lucha grecorromana fueron los protagonistas.

9/8/2019


El atletismo volvió a acaparar el interés del público. El estadio de la Villa Deportiva Nacional fue testigo de nuevas hazañas, como la del colombiano Anthony Zambrano, quien ganó, contra todos los pronósticos, la medalla dorada en los 400 metros masculino, dejando en el segundo lugar al jamaiquino Demish Gaye. 

Zambrano apeló a un fabuloso sprint para salir vencedor de la final con un tiempo de 44 segundos 83 centésimas. Por más esfuerzo que hizo Gaye, su crono (44.92) no le alcanzó para destronar al cafetero. La medalla de bronce fue para el estadounidense Justin Robinson (45.07).

En la categoría damas, Jamaica se tomó la revancha y colocó a su exponente Shericka Jackson en lo más alto del podio tras poner un tiempo de 50 segundos 73 centésimas y relegó al segundo lugar a la mexicana Paola Morán (51.02). El bronce fue para la estadounidense Courtney Okolo, con 51.22 segundos.

Las escenas más emotivas de la jornada las protagonizó la nueva reina de los 100 metros vallas, Andrea Vargas. La deportista de Costa Rica “aterrizó” primera (12 segundos 82 centésimas). La medalla de plata fue para la estadounidense Chanel Brissett, con 12.99, y la de bronce para la jamaiquina Megan Simmonds, con 13.01.

Los triunfadores



Cuba no podía estar ausente en los festejos y cosechó oro en el salto con pértiga. Yarisley Silva hizo una marca de 4.75 metros que la ayudó a revalidar sus triunfos de las dos ediciones anteriores, Guadalajara 2011 y Toronto 2015. Superó en un cerrado duelo a la estadounidense Kathryn Nageotte, quien se quedó con la de plata (4.70 metros).

El bronce fue para la canadiense Alysha Newman, con 4.55 metros.

La bandera mexicana flameó en la prueba de los 1,500 metros gracias a José Carlos Villarreal, quien cubrió esa distancia en 39 minutos 39 segundos 93 centésimas. El segundo lugar fue para John Gregorek, de Estados Unidos (3:40.42), y el tercero para el canadiense William Paulson (3:41.15).

En salto alto femenino, la santalucense Levern Spencer brilló al ganarle a la antiguana Priscilla Frederick, quien se quedó con la plata. Ambas superaron el metro 87 centímetros, pero el oro fue para Spencer porque lo hizo en el primer intento.

La jamaiquina Kimberley Williamson, con 1.84 metros, se quedó con el bronce.

Otra sorpresa fue el primer puesto logrado por el chileno Gabriel Kehr en el lanzamiento de martillo, con una marca de 74.98 metros.

Gigante histórico



Fue el más esperado y su actuación estuvo a la altura de las circunstancias. Mijaín López hizo su aparición en el coliseo Miguel Grau y no tuvo problemas para apoderarse de la medalla de oro en la lucha grecorromana, su quinto título consecutivo en Juegos Panamericanos.

El gigante de 36 años venció por superioridad técnica (9-0) al venezolano Moisés Pérez en la final de los 130 kilogramos.

López no tiene rivales en la categoría, en la que es, además, tricampeón olímpico.

“Confíen en mi medalla de oro”, dijo Mijaín López en su país natal antes de viajar a Lima. Y como lo prometido es deuda, López regresa con el quinto oro al hilo, convirtiéndose en el primer atleta en lograr esa cantidad de discos en el certamen deportivo más importante de América en una disciplina de combate. Sin duda, una hazaña inédita desde que la cita continental empezó hace cerca de setenta años.