Tipo de cambio:

Compra: 3.315

Venta: 3.318


Año de la lucha contra la corrupción y la impunidad
MARTES 17

de setiembre de 2019

SOBREVIVIENTES DE BAHAMAS PRESENTAN ANSIEDAD

Incertidumbre entre afectados por Dorian

Miles de personas continúan sin poder salir de zonas afectadas.

9/9/2019


San Juan

EFE

Seis días después del paso del huracán Dorian por el norte de las Bahamas nada consuela a las miles de personas que siguen sin poder salir de las zonas afectadas y que lo perdieron todo en el temporal.

Cientos de personas evacuadas continúan llegando este domingo a Nueva Providencia, donde se encuentra la capital de Bahamas, Nassau, supervivientes del huracán Dorian que arrasó Gran Bahama y las Islas Ábaco.

La cifra oficial de muertos se mantiene en 43.

Un total de 35 se produjeron en las Ábaco, donde residen unas 17,000 personas, y ocho en Gran Bahama, donde lo hacen alrededor de 51,000.

Se espera que la cifra aumente considerablemente debido a que cientos de personas siguen desaparecidas cuando está a punto de cumplirse una semana del paso del temporal.

Un total de 274 fuerzas de la defensa de Bahamas y la policía se encuentran en Ábaco, y 666 en Gran Bahama, acompañados por personal de la Guardia Costera de Estados Unidos y personal de varias ONG, entre otros.

Labores

Desde que se iniciaron las labores de rescate, la Guardia Costera de Estados Unidos ya ha rescatado a 308 personas.

Los que aún siguen sin poder salir se enfrentan a la falta de comunicaciones, electricidad, combustible, seguridad y agua potable, y, lo que es peor, a no volver a vivir en sus casas y estar rodeados de sus pertenencias.

Ni el haber sido salvados ni el agua que no han tenido en días ni la comida que reciben a su llegada a Nassau u otros lugares de Bahamas, no afectados por Dorian, sirve para calmar la ansiedad que sienten los supervivientes sabiendo que nunca más volverán a su vida anterior y, lo que es peor, afrontar el futuro sin nada.

Las más afectadas en Ábaco han sido las comunidades de Cayo Tesoro, Puerto Marsh y el Cayo de Man-O-War, así como la isla de Moore.

Rescate y búsqueda continúa

Las autoridades señalan que la falta de comunicaciones es el problema que mayor ansiedad genera al producir y ahondar la sensación de aislamiento. Sin embargo, el gobierno del primer ministro, Hubert Minnis, ha subrayado que comprende que haya un sentimiento de abandono pero reiteró que el rescate, a medida que cuenta con mayores medios y una mejor organización, incluirá a todo el mundo.

El rescate de supervivientes se está llevando a cabo de forma dispar, lenta y discriminatoria, según aseguró en una carta abierta el exprocurador general de las Bahamas, Alfred Sears.

Datos

Todos los puertos marítimos de Ábaco y Gran Bahama han sido reabiertos y han recibido el visto bueno para la llegada de grandes embarcaciones.

Los que llegan a los refugios relatan la destrucción masiva reinante en las zonas afectadas donde prácticamente no queda ni un edificio en pie.

El ministro de Salud bahameño, Duane Sands, ha advertido diariamente de la posibilidad de que se puedan producir enfermedades como resultado del hacinamiento.

Aduana y Protección Fronteriza de EE. UU. informó que admitió a más de 1,400 evacuados de las Bahamas, la mayoría de ellos en Florida.