Tipo de cambio:

Compra: 3.289

Venta: 3.291


Año del diálogo y la reconciliación nacional
MIÉRCOLES 15

de agosto de 2018

Las prisas y nuestros niños

¿Te imaginas una vida sin prisas? Seguramente, tú serias diferente a cómo eres hoy.

16/1/2018





Sin embargo, es algo que en el entorno familiar siempre está presente en los padres, pero no debe afectar a nuestros hijos.

Por ello levantarse antes resulta muy eficaz, así como organizar mejor el horario escolar y extraescolar durante el tiempo de clases.

Repartir tareas y delegar para equilibrar la carga de trabajo de todos así como establecer prioridades resulta altamente efectivo.

Recuerda que tu prisa y tu estrés no tienen por qué vivirlos también tus hijos. Les produce bloqueo, sensación de incompetencia e inseguridad.

Y es entonces cuando incoherentemente nos enfadamos con ellos porque se bloquean, son lentos y dubitativos.

No debería haber prisas para ir al colegio, para comer o ir al parque.

Tenga en cuenta que si hay prisas es que las normas no están bien asumidas o no existen.