Tipo de cambio:

Compra: 3.515

Venta: 3.519


Año de la Universalización de la Salud
VIERNES 3

de julio de 2020

Observatorio en orden

Chankillo, el observatorio solar más antiguo de América, está libre de invasiones luego de un par de intentos por adueñarse de su área y ahora espera que la declaren Patrimonio de la Humanidad.

24/6/2020


Ernesto Carlín

ecarlin@editoraperu.com.pe

Hace unas semanas se alertó que diversas zonas del sitio arqueológico Chankillo habían sido invadidas. Por un lado, se habían plantado árboles frutales cerca del vecino río, y por otro, se había cavado un pozo en busca de agua para regar una amplia zona.

Gracias a una rápida acción entre la Policía Nacional y el Ministerio de Cultura se pudo erradicar prontamente los frutales.

El subdirector de la Dirección Desconcentrada de Áncash en Patrimonio Cultural, Eduardo Sante, explicó al Diario Oficial El Peruano que esto se hizo rápidamente por la naturaleza de las plantas y el poco tiempo que tenían.

Sin embargo, quedó pendiente el pozo, obstáculo mayúsculo, pues se trataba de una construcción ejecutada con maquinaria pesada. Además, rellenarlo requería fondos y personal, lo que excedía la capacidad de los policías destinados ese día.



No obstante, se siguieron monitoreando los trabajos de los usurpadores. El arqueólogo Iván Ghezzi informó a este diario que los ministerios de Cultura y del Interior habían llegado a un acuerdo para intervenir en estos días, pero los responsables del pozo lo cubrieron y dejaron en su lugar un montículo de arena para borrar sus huellas.

Esto significa una buena noticia para Chankillo, pues el lugar está en competencia para que la Unesco lo declare Patrimonio Cultural de la Humanidad.

Ghezzi, principal investigador de este observatorio solar, contó que tiene fe en que en la próxima reunión de esta institución internacional se le otorgue esta distinción a Chankillo.

Contó que estaba programada para este año en China, pero que por motivo de la pandemia se ha postergado indefinidamente.



Algo más

Chankillo consta de una fortaleza ubicada en la ladera de un cerro con trece torres colocadas en una colina al frente.

Esta zona monumental tiene una antigüedad aproximada de 2,000 años y se ubica en el valle de Casma.

Cifra

15 metros de profundidad tenía el pozo excavado en Chankillo.