Tipo de cambio:

Compra: 3.383

Venta: 3.386


Año de la lucha contra la corrupción y la impunidad
JUEVES 5

de diciembre de 2019

Seguro de salud universal

“[...] siendo la salud uno de los servicios públicos más importantes en una sociedad, es plausible que el Gobierno haya ratificado la meta del aseguramiento universal [...]”.

5/11/2019


Una de las metas más ambiciosas del actual Gobierno es dotar de seguro médico al 100% de la población al 2021. El presidente Martín Vizcarra lo anunció en su Mensaje a la Nación el 28 de julio; y el jefe del Gabinete de Ministerial, Vicente Zeballos, lo confirmó el 30 de setiembre.

Con ocasión de la presentación de las medidas más importantes del Ejecutivo, Zeballos adelantó que en los próximos días se promulgarán decretos de urgencia para concretar ese anuncio.

De acuerdo con el presidente del Consejo de Ministros, el Gobierno decidió trabajar para alcanzar esa ambiciosa meta con base en el derecho de todos los peruanos a contar con un servicio de salud de calidad.

Adicional a ello, el Objetivo de Desarrollo Sostenible Nº 3 de la Organización de las Naciones Unidas (ONU) plantea garantizar una vida saludable y promover el bienestar universal de la población.

La medida se basa también en la Política 13 del Acuerdo Nacional, suscrita por el Estado peruano, partidos políticos y organizaciones de la sociedad civil, quienes se comprometieron a establecer las condiciones para un aseguramiento universal en forma continua, gratuita, oportuna y de calidad.

Datos oficiales refieren que el 88.36% de la población peruana cuenta con alguna cobertura médica. Si bien ese porcentaje es importante, nos revela también que cerca de 4 millones de personas no tienen ningún tipo de seguro. Esa carencia afecta el derecho de este sector de acceder a servicios médicos de calidad, incrementa su vulnerabilidad y obstaculiza su desarrollo humano.

El Seguro Integral de Salud (SIS), creado en el 2001 con el objetivo de promover el acceso a la salud de la población en situación de pobreza y pobreza extrema, deberá ser la principal plataforma para atender a este grupo de compatriotas.

Incorporar a esa cantidad de peruanos al aseguramiento universal representa un reto para el Estado. En primer lugar, requerirá de un presupuesto especial para financiarlo. Asimismo, será necesario disponer de una mayor cantidad de profesionales médicos e infraestructura apropiada.

Habiendo ratificado su compromiso, el Gobierno tendrá que garantizar las acciones apropiadas para que esta meta se alcance en el plazo previsto. En cuanto al tema presupuestal, el presidente del Consejo de Ministros adelantó que el Ejecutivo destinará 900 millones de soles para financiar la medida. Añadió que se trabajará para cumplir el objetivo de forma gradual, en función a la programación del presupuesto pertinente.

De acuerdo con cálculos del Instituto Peruano de Economía, garantizar un seguro para el 100% de la población requerirá que el SIS aumente su presupuesto 14% anualmente al 2021. Más allá de las consideraciones económicas, construir una sociedad justa e igualitaria demanda garantizar acceso a servicios básicos para todos.

Por ello, siendo la salud uno de los servicios públicos más importantes en una sociedad, es plausible que el Gobierno haya ratificado la meta del aseguramiento universal y es indispensable que ejecute las acciones urgentes para concretarlo y garantizar su sostenibilidad.