Tipo de cambio:

Compra: 3.302

Venta: 3.306


Año de la lucha contra la corrupción y la impunidad
LUNES 24

de junio de 2019

PANAMERICANOS

26 JUL AL 11 AGO

PARAPANAMERICANOS

21 AGO AL 01 SEP

CONOCIMIENTO Y HABILIDAD

Sinergia productiva

22/10/2018


Karin Ramírez

CEO del Centro de Política Familiar Sinergia Productiva

La responsabilidad social es un área estratégica en toda empresa, ya que está relacionada con el impacto que tienen sus actividades comerciales o servicios en la sociedad. Con el transcurrir de los años, el número de actores sociales o stakeholders que se interrelacionan con las empresas va en aumento y, para cumplir con sus expectativas, resulta conveniente establecer dos dimensiones de la responsabilidad social corporativa: la dimensión externa, representada por actores externos, sus clientes, proveedores, acreedores, la sociedad y el Gobierno; y la dimensión interna, representada por la propia estructura de la empresa. 


Por ello, la plana gerencial debe enfocar su atención en las familias de sus trabajadores como parte de su estrategia y de los Objetivos de Desarrollo Sostenible al 2030 establecidos por la ONU.

Las empresas buscan que sus CEO tengan un balance de vida laboral y familiar para que estos puedan rendir mejor en la dirección y gestión de la institución, con el fin de obtener una mayor productividad. Resulta sumamente importante que este balance de vida se extienda a todos sus trabajadores, puesto que hay estudios que miden la situación de la integración de vida laboral y familiar de los empleados en las empresas. Así, el 48% de ellos siente que su entorno les dificulta la conciliación o balance entre estas dos facetas.

En el Perú se optó por tener como política de Estado permitir que las personas con responsabilidades familiares ejerzan su derecho al trabajo sin ser objeto de discriminación y evitando el conflicto entre sus responsabilidades familiares y profesionales.

Toda empresa debe considerar 5 tips para retroalimentarse por medio del bienestar de la familia de su trabajador; 1) identificar los beneficios más valorados por sus trabajadores, 2) diagnosticar las características del entorno familiar de su población interna, 3) implementar políticas de balance vida trabajo-familia para sus trabajadores, 4) involucrar a los familiares de sus trabajadores en el desarrollo de la empresa mediante una adecuada gestión de valores, y 5) gestionar una asertiva comunicación interna.